SALSA DE TOMATILLO VERDE


La salsa de tomatillo verde es una de las salsas taqueras más populares de México. Va perfecta como acompañamiento de los tacos, carnes a la parrilla o simplemente para acompañar unos totopos (nachos) como botana (picoteo). Se puede utilizar para acompañar infinidad de platillos, desde unas enchiladas, chilaquiles, huevos revueltos, flautas, chalupas, tostadas, rellenar unos tamales, etc.

Es una de las salsas que más echábamos de menos en España pues su elaboración es con tomatillo verde, una variedad de tomate que no se encuentra fácilmente en España. Por suerte, cada vez encontramos más ingredientes mexicanos por aquí y, poco a poco, hay quien se atreve a ir plantando chiles y tomatillos para que podamos disfrutar, aún más, de la auténtica gastronomía mexicana fuera de sus fronteras.



salsa de tomatillo verde

En esta ocasión, tuvimos conocimiento de que en la tienda 100 por cien México, tenían a la venta tomatillos verdes y, un sábado por la mañana, aprovechamos y fuimos a comprarlos. 

tomatillos verdes

En cuanto llegamos a casa nos dispusimos a hacer nuestra salsita. 

INGREDIENTES:

- 3 tazas de agua (3/4 litro)
- 2 1/2 cucharaditas de sal
- 2 dientes de ajo pelados
- 4 chiles serranos (*)
- 1/2 kg de tomates verdes (sin la cáscara9
- 1/2 taza de cilantro (20 gr o al gusto)
- 1/4 de taza de cebolla (60 gr aproximadamente)

(*) Esta salsa se elabora con chiles serranos frescos pero, si no tenemos, podemos sustituirlos por chiles serranos o chiles jalapeños en vinagre, de lata, que son fáciles de conseguir en España.

ELABORACIÓN:

- En una cacerola, poner el agua y una cucharadita de sal, y calentar hasta que comience a hervir. Agregar los ajos, los chiles y los tomates verdes y cocer, sin tapar, entre 8 y 10 minutos.

tomatillo verde


- Escurrir y reservar 1/2 taza (125ml) del líquido.
- Moler en una licuadora o procesador de alimentos o similar, los ajos, los chiles y los tomates verdes con el líquido que reservamos
- Incorporamos el cilantro y el resto de la sal y procesamos ligeramente.
- Pasamos la salsa a un recipiente.
- Mezclamos el preparado con la cebolla y dejamos enfriar antes de servir. 

Esta salsa es una delicia. Queríamos haber preparado suficiente para hacernos unas chalupas al día siguiente y, por la tarde viendo un partido de fútbol, sólo acompañando a los totopos, nos acabamos casi la mitad, ¡es un auténtico vicio!

Acompaña cualquier carne, taco o unos simples huevos revueltos. 

- Se conserva bien unos días en el frigorífico en un bote hermético.


tomatillos verdes


salsa de tomatillo verde





Blogging tips