jueves, 16 de julio de 2015

HORCHATA DE CHUFA

Ya os he contado que una de mis bebidas favoritas o aguas frescas, como se denominan en México, es la horchata de coco, la cual es una auténtica delicia, pero en este blog no podía faltar una bebida típica española (valenciana, para ser más exactos) que es la horchata de chufa, la cual, hasta que descubrí la de coco, era sin duda mi favorita y sigue ocupando un lugar preferencial.

Horchata de chufa



La horchata de chufa es una bebida refrescante elaborada a base de chufas, agua y azúcar. Se le puede añadir canela y cáscara de limón para aromatizarla.

La horchata valenciana debería elaborarse con chufa valenciana con denominación de origen la cual, salvo que viváis en La Comunidad Valenciana, no es tan fácil de encontrar. Podéis comprarla online el La horchatería.

No obstante, chufas podéis encontrar en lugares donde vendan frutos secos, mercados, el supermercado de El Corte Inglés, etc. En Madrid yo las he comprado en Medina.




Horchata de chufa



Desde la antigüedad se ha considerado la horchata como fuente de nutrientes y vitaminas,con multitud de propiedades beneficiosas para el organismo. Las investigaciones han concluido que la horchata posee propiedades digestivas muy saludables por su alto contenido en almidón y aminoácidos. Es rica en minerales (fósforo,  magnesio, potasio, calcio e hierro), además de grasas insaturadas y proteínas. Por otro lado es una bebida baja en sodio, por lo que es apta para los pacientes con hipertensión.

Se trata de una bebida vegetal muy nutritiva y refrescante. Su elaboración es realmente sencilla, por lo que conviene elaborarla en casa y nos aseguramos de que no contenga conservantes. 

INGREDIENTES (8 personas)

- 500 gr de chufas
- 1, 250 ml de agua
- 120 gr de azúcar (se puede sustituir por otro edulcorante, teniendo en cuenta que, en ese caso, su sabor puede variar)

ELABORACIÓN

Ponemos en remojo las chufas el día anterior (un mínimo de 8 horas).


Horchata de chufa


Cuando vayamos a elaborarla, escurrimos bien el agua en el que han estado remojadas las chufas y colocamos en un licuadora potente o thermomix y trituramos bien. Si nuestra licuadora no tiene suficiente capacidad o potencia, podemos dividir las cantidades y hacerlo en dos fases. 

Una vez bien trituradas las chufas, hechas casi puré, añadimos el agua y volvemos a licuar bien, durante unos 2 minutos (o más, dependiendo de la potencia de nuestra licuadora).

Colamos la horchata, para ello colocaremos un colador y encima una tela de gasa  o tela porosa (yo tengo un trozo de tela que es el que siempre utilizo para hacer este tipo de elaboraciones o leches vegetales). Lo colocamos encima de un recipiente ancho o bol para que allí se escurra todo el líquido sin peligro a que se salga.



Horchata de chufa


Con ayuda de las manos vamos apretando bien, asegurándonos de que se escurre todo el líquido. Desechamos el bagazo de la chufa.


Horchata de chufa

Limpiamos bien la licuadora o thermomix y volcamos de nuevo el líquido, después de haberlo colado, añadiendo el azúcar. Licuamos bien durante un minuto aproximadamente.
Reservamos en el frigorífico para que esté bien fresca a la hora de consumirla.
Si queremos consumirla inmediatamente, podemos añadirle unos cubitos de hielo.


Horchata de chufa


Si deseamos aromatizarla con limón y canela, añadimos un palo de canela y la piel de un limón (intentando eliminar toda la parte blanca que es la que amarga) en el momento en que trituramos las chufas. 


Horchata de chufa


Si deseamos tomar granizado de horchata, una vez elaborada ésta, podemos congelarla en cubiteras y, cuando vayamos a consumirla, sacamos los cubitos de horchata y colocamos en la licuadora, triturando bien.

Es importante que nuestra licuadora sea potente. Cuando vayáis a comprarla, aseguraos que tiene potencia suficiente como para triturar hielos. En casa tenemos la thermomix y una licuadora ya que Ramón no se acostumbra a trabajar con la thermo, él es más tradicional y sólo usa su licuadora o batidora americana (de pie), como también se le conoce por aquí.

En Valencia se suele acompañar de fartons (o fartó) un dulce de bollería alargado con azúcar glaseado por encima.


Horchata de chufa

Si os gusta la horchata de chufa, os recomiendo que la elaboréis en casa. No tiene nada que ver con la comprada y, de veras, que es muy fácil de hacer.



Blogging tips